martes, 1 de mayo de 2018

Bolsa de Gatos 401/410




410. “No es extraño que sea agradable acariciar su pelo. Se mueve lentamente además, con esa sobria lentitud que tienen los gatos. No con ese frenesí tan característico en casi todas las criaturas que no tienen presencia, esa inigualable presencia que tienen los gatos.” (Ursula K. Le Guin) 




409. «Lucio, al que mimo con devoción, era un gato de la calle que mi coordinadora de producción, Covadonga Rodríguez Gamboa, encontró durante el rodaje de “La piel que habito”. Cuidar de él me ayuda a relajarme, me hace recuperar energías y descansar de mi trabajo…» (Pedro Almodóvar)




408. Wendy Carlos, precursora de la música electrónica experimental, más conocida como “la madrina de los sintetizadores”, fue una enamorada de los gatos siameses y quien además creo una web (www.wendycarlos.com) para contar en detalle sus historias de toda una vida entre gatos y sintetizadores, sus grandes pasiones. 




407. “Hay gatos en todas mis novelas. Soy uno de ellos, perezoso y distante, aunque nunca aprendí la sutileza de la especie. Ahora mismo una de mis gatas se lava las manos acostada sobre el teclado y tengo que apartarla con suavidad para poder seguir escribiendo…” (De un texto publicado en Página12 en 1993)




406. “Los gatos que miran a los pájaros / tienen ojos que piensan / Los pájaros que miran a los gatos / tienen ojos que dudan / Los míos se cierran.” (Poema del pintor francés Francis Picabia (1879-1953) quien integró los movimientos dadaístas, surrealistas, cubistas y fauvistas, y pintó cantidad de gatos, sobretodo retratos, además de dedicarles algunos poemas. Tal era la fascinación que sentía por ellos.




405. “Tendré los ojos muy lejos / Y un cigarrillo en la boca / El pecho dentro de un hueco / Y una gata medio loca / Un escenario vacío / Un libro muerto de pena / Un dibujo destruido / Y la caridad ajena / Un televisor inútil / Eléctrica compañía / La radio a todo volumen / Y una prisión que no es mía / Una vejez sin temores / Y una vida reposada / Ventanas muy agitadas /Y una cama tan inmóvil / Y un montón de diarios apilados / Y una flor cuidando mi pasado / Y un rumor de voces que me gritan / Y un millón de manos que me aplauden / Y el fantasma tuyo, sobre todo / Cuando ya me empiece a quedar solo...” (Charly García -con Imán, la gata medio loca de su novia Mecha Iñigo- en la portada de la revista Rolling Stone de abril que acaba de salir)




404. Alan Hovhaness Chakmakjian, compositor estadounidense de ascendencia armenio escocesa, convivió 14 años junto a su gato negro Rajah Mahatmah Hoyden, el que tenía por costumbre acomodarse sobre sus partituras mientras trabajaba. Cuenta además el músico en su correspondencia que luego de su muerte Rajah solía hacerle "visitas espirituales", por lo que cada noche le dejaba un plato de leche antes de irse a dormir. De más está agregar que Hovhaness le dedicó gran parte de su obra a su amado Rajah.




403. La comediante y la siamesa viven juntas en armonía. Eso sí, siempre y cuando Malena Guinzburg haga lo que quiera Chavela, su-gata-depende-del-día tímida, mimosa, déspota, cariñosa, juguetona o arisca. 




402. “El gato se encaramaba / sobre la alacena donde están las conservas / Primero afirmaba la pata delantera derecha / con cautela / Después la trasera / dentro de una jarra vacía de flores” ('Poema' de William Carlos Williams, a quien vemos en la fila de abajo con su inseparable gato Adam en brazos en una fotografía de 1916 junto a Jean Crotti, Man Ray y Marcel Duchamp, entre otros artistas.




401. Huiña, no te despegas de tu invencible escudriñar, solo así no has desaparecido del paisaje…” (Fotografía y epígrafe subidos desde el blog de la poeta chilena Carmen Troncoso Baeza)


4 comentarios:

silvia de angelis dijo...

Quanti bei felini in questo meraviglioso articolo!
Un sorriso,silvia

carlos perrotti dijo...

Bel sorriso, Silvia. Amo i gatti, esseri affascinanti ed estremamente sensibili, opere d'arte, pensò Leonardo, buoni compagni che fanno coesistenza e quindi le tue esperienze sempre nuove e interessanti.

Embrace.

PD: il traduttore di google mi aiuta.

María Perlada dijo...

Aunque las entradas de los gatos no suelo comentarlas, tengo que decirte, que hoy me detengo para comentarte y decirte que me encantan, yo tengo una, que hace las delicias de mis días, es muy mimosa, y pegajosa.

Besos enormes.-

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, querida amiga. Siempre que te leo a la vez espero un verso o algún texto dedicado al gato para de inmediato buscar con qué ilustrarlo y volver a subirte a mi rincón gatuno. Por supuesto no se trata de forzar la escritura pero, si alguna vez te sale, allí estaré para capturar esa sensible mirada tuya sobre ese fascinante universo que es cualquier gato.

Abrazos y más abrazos.