domingo, 7 de mayo de 2017

Vincent (7)
















Giran tus lunas en llamas
Soles de fuego son tus girasoles
Pintaste tu Noche Estrellada
El cielo de tus obsesiones 






Cada trazo tuyo es un verso
Buscando realzar lo esencial
Veo paisajes de color silencio
Un mar de oro es tu trigal





































Tus ojos golpean el hierro
A fuego vivo en cada forma
La vaga imagen de las cosas
El mustio aroma en tus rosas




















No importa tanto lo que es
Eso estará siempre en discusión
Sino tan nítidamente cómo lo ves
La exacta visión en acción
De la forma en plena formación





















Vos viste el viento atrapado  
Entre las ramas de los árboles
Lo que te pinta a vos 
Es que a un Dios
Tu obra quisiste adjudicarle




14 comentarios:

Kasioles dijo...

Me acabo de encontrar a un poeta que interpreta en verso los cuadros de Van gogh a la perfección.
Hoy nos muestras una pequeña parte de su obra y la acompañas con un bello homenaje en verso a su memoria ¡lástima que su trabajo haya sido valorado, como se merecía, después de su muerte!
De no ser por su hermano Theo, que siempre le ha mostrado su ayuda, no creo que lo hubiese pasado muy bien.
Es muy tarde, aquí son las dos de la madrugada, hoy he pasado un feliz día en familia rodeada de hijos y nietos y debo descansar.
Cariños.
kasioles

ReltiH dijo...

POR DONDE SE MIRE Y LEA; PURO ARTE!!!
ABRAZOS

AMBAR dijo...

Gracias Carlos por esta maravilla y compartir tu ingeniosa inspiración con todos nosotros.
Me he quedado sin palabras, has elegido los siete más preciosos y tus letras los adornan a la perfección.
Has creado una obra de arte en letras y color.
Una buena semana y un abrazo.
Ambar

Juan Nadie dijo...

El acercamiento a la obra de Vincent que llevas haciendo desde hace tiempo es fantástico, para disfrutarlo contemplando los cuadros de ese desdichado genio. Y si ponemos la música de Don McLean el mensaje está completo.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Kasioles. Adoro a Vincent como artista, no sólo como pintor, puesto que fue también muy buen escritor, como sus Cartas a Theo lo prueban, y un estudioso además de la pintura, faceta no muy difundida de él, y también lo admiro como persona que “lo único que quería era sentirse útil para algo”. Un genio, lisa y llanamente, para mí, uno de mis constantes referentes.

Abrazo agradecido, Kasioles.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, ReltiH. ¿Recuerdas aquel fragmento de “Sueños”, la película de Kurosawa? Cada tanto salgo de paseo por la obra de Vincent, sus pinturas y dibujos y sus Cartas a Theo, y trato de escribir lo que me provoca su arte, para mí imprescindible, inconmensurable.

Muchos abrazos.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Ambar. Así salieron estos versos, algunos de los cuales, cosa rara, me gustan mucho realmente. Van Gogh es para mí inspiración. En 2009 pude ver en el MOMA y en el MET de Nueva York parte de su obra. Hasta he soñado varias veces con esas recorridas emocionales. Me sentía, como dice Vincent, “en el País de los Cuadros”, rodeado además de tantos otros genios del arte.

Igualmente para vos, Ambar. Abrazo.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Juan. Exactamente eso intento. El acercamiento a la obra de este genio. Siento que en ella está parte de la sensibilidad que me nutre y que ojalá contribuya a mejorarme, en algún aspecto. Vivo agradecido al arte de este portento que es Vincent Van Gogh, tu pintor preferido también tengo entendido.

Juan Nadie dijo...

Sí señor, de entre todos mis pintores preferidos este es el más desde siempre.

carlos perrotti dijo...

Me identifico también con eso...

Adriana Alba dijo...

Compartimos la misma admiración por Vincent.
Un maestro que traspasaba el lienzo, una vida conflictuada que buscó el arte para transformar el plomo en oro.
Tus versos son perlas de luz que iluminan a Van Gogh en el lugar donde se encuentre.

Un abrazo Carlos.

carlos perrotti dijo...

Vincent dijo que su melancolía era oro fino... En su libro sobre la vida de Van Gogh, Steven Naifeh y Gregory White Smith coinciden con eso de que Van Gogh buscó "transformar con su arte", Adriana: "Vincent encontró alegría en la melancolía que lo llevaba a crear, la perfecta expresión de esa alquimia de la felicidad que siempre esperó del amor o de la religión y que luego encontró en la pintura, en el hecho de pintar..."

Muchas gracias, Adriana. Abrazo gigante.

Ana Muela Sopeña dijo...

Admiro a Van Gogh. Bellísimos tus versos embelesados para atrapar la esencia de las obras del maestro.

Has transmitido con tus palabras la esencia central de su vida.

Besos
Ana

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Ana. Yo también lo admiro y cada tanto necesito admirar (más que mirar) su obra y leerlo en sus cartas y en su análisis de los cuadros de sus maestros... Y siempre algo sale de eso.

Besos y abrazos, Ana.