lunes, 11 de enero de 2016

Haiku surreal para David Bowie



Roto el aire
No drena el silencio
La luz se agria

8 comentarios:

Juan Nadie dijo...

Estupendo homenaje, ¿qué mejor que un haiku surreal?

Ahora toca redescubrir a Bowie. Seguro que encontramos multitud de cosas que en su tiempo nos pasaron inadvertidas.

carlos perrotti dijo...

Gracias, Juan. La muerte revitaliza a artistas como Bowie. Sí, y nos hace revisitarlos. Ya estoy en eso.

Adriana Alba dijo...

Un haiku muy para él...
Jamás te olvidaré-mos David !!!.

Besos Carlos.

carlos perrotti dijo...

Muy cierto, inolvidable artista. Un ícono además que re-dimensionó y trascendió lo que llamábamos rock. Otro para vos, Adriana. Y muchas gracias.

Ning Jie dijo...

Lo bueno de estos tipos, es que nunca desaparecen del todo (dejan un legado tan grande)

Abrazote! ;)

carlos perrotti dijo...

Así son y siguen siendo. Otro para vos, Ning!

marian dijo...

¿Seguro que es surreal, Carlos?

carlos perrotti dijo...

Así salió, pero entiendo que fueron sensaciones inmediatas al recibir la noticia entrando al blog de Juan, El Mito de la Taberna. Sentía que el aire se había quebrado, que era irrespirable, que el silencio no podía escurrirse y todo lo anegaba, y que la luz siempre tan deseada y sonora me agriaba la boca...

Gracias, Marian!