martes, 27 de septiembre de 2016

Descalabro





A veces no hay sitio en vos
Donde encontrarte  
Estás llena de pasadizos y atajos 
Te me vas por todas partes
A veces tampoco estoy en mí
Ni siquiera me frecuento
Y por más que jamás me fui
Todavía no regreso
Es como si nada de alma
Me quedara ahí dentro


Qué sé yo, en una de esas
La verdad es algo que va siendo
Y no termina de ser
Algo como una simultaneidad
Una sincronicidad de sucesos
Sin antes ni después
Sueño con dejar de soñarte
¡Cómo olvidar lo que no sé!
Sin añorarte mañana
¡Qué hago esperándote ayer!


De ser así, vos y yo
Tal vez nos hayamos perdido  
En el camino de un sueño
Por el que nunca hemos ido
Y no tengamos más destino
Que andar desencontrados
En este tiempo que mal funciona
Que anda descalabrado
Cada uno yendo en el otro
Pero cada cual por su lado



(Imágenes de Dariusz Klimczak) 


24 comentarios:

Carmen Troncoso dijo...

Cada cual por su lado y a veces en todos lados menos en el presente del otro, que bueno Carlos reconocernos, un abrazo feliz!

Juan Nadie dijo...

¡Qué complicado llegar al otro, qué difícil entenderse! Cada uno viajamos con nuestra maleta interior, y ahí te quiero ver.

RECOMENZAR dijo...

no llegar me ha pasado
me encantan tus ultimos texto
Invades las almas de lo que te leemos

carlos perrotti dijo...

Gracias, Carmen. Es un raro juego de palabras que espero cada vez jugaré mejor. Es lo que me sale. Igual hay algún que otro verso que me deja conforme.


carlos perrotti dijo...

Gracias, Juan. Complicado entenderse en medio de una sincronicidad de hechos sin antes ni después. Me gustó eso: "Sueño con dejar de soñarte ¡Cómo olvidar lo que no sé!"

carlos perrotti dijo...

Gracias, Mucha. Son intentos de llegar, la mayoría de las veces no se llega. Porque va cada cual por su lado y a destiempo. Pero no hay que dejar de hacer el intento.

Adriana Alba dijo...

Es cierto a veces pienso que el descalabro es total.
Despues se me pasa y sigo esperanzada.
Me encanta tu manera de decir...la poesia sale por tus poros.
Besos Carlos.

carlos perrotti dijo...

Gracias, Adriana. Pero siempre quiero pensar que podría haberme salido mejor. Besos y abrazos.

MuCha dijo...

No importa si se llega o se queda
es importante el hoy de hoy que hacemos
Nada de futuros para mi y el pasado quedó lejos
Lamejor no busquemos nada mas que lo que nos pasa hoy a si sobreviviremos

carlos perrotti dijo...

Lo importante no es adonde llega el camino sino andarlo. El hoy de hoy. Me encantó...

Y sobre lo pasado, ya lo dijo Dylan, don't look back. No puedo más que coincidir y dejarme influenciar por vos, Mucha. Abrazos.

María Socorro Luis dijo...


Me encantan, Carlos, tus imposibles posibilidades.

Muy ingenioso juego de palabras. Enhorabuena

Y abrazo

carlos perrotti dijo...

Gracias, Soco. Me gusta pensar los imposibles como todo lo que (por alguna razón) aún no puede ser. En el juego de palabras a veces surge algún buen verso. Abrazos.

marian dijo...

Eres modesto, Carlos, y eso te honra, además lo eres de verdad (por lo menos virtualmente:)
Los juegos de palabras (de conceptos) nos los das hechos y parecen fáciles, leerlos es como entrar en una sala de espejos.

Este está genial:

A veces tampoco estoy en mí
Ni siquiera me frecuento
Y por más que jamás me fui
Todavía no regreso

marian dijo...

"Sin añorarte mañana
Qué hago esperándote ayer"...

que en el juego de espejos podría convertirse en...

Sin añorarte ayer
qué hago esperándote mañana.

Juan Nadie dijo...

Juego de espejos. Genial.

carlos perrotti dijo...

Me honra que me leas, Marian, y Juan y todos los que vengan. De verdad me saco el sombrero. "El juego de espejos" es un verso de siete sílabas que puede provocar una flotilla de haikus en cualquier momento. Una Marianvilla realmente.

Juan Nadie dijo...

"Juego de espejos". Ahí te quiero ver :-)

marian dijo...

Me pido los que estilizan la figura:)... para ser más marianvillosa:)

carlos perrotti dijo...

Yo también, Juan. En qué me he metido!

carlos perrotti dijo...

Seguro no lo necesitas, Marian... Pero alguna vez inventarán espejos que adelanten y que atrasen, que no nos reflejen hoy sino ayer o mañana. Serían muy divertidos.

marian dijo...

Los de "mañana", sí, sí, muy divertidos... si se tiene propensión a reírse de un@ mism@:)

Los de "ayer" ya están inventados... cuántas personas no quieren reconocer como suya la imagen que reflejan en el espejo y se "disfrazan" de cuando eran jóvenes hasta que el espejo (harto) se rompe en mil pedazos.

carlos perrotti dijo...

Absolutamente. "Sueños de juventud" como reza el tango-vals de Discepolín.

Ana Muela Sopeña dijo...

Gran poema, Carlos:

Sincronía, destino, encuentro, desencuentro. Juego de realidades que a veces parece que controlamos, pero en realidad se nos escapa...

Un abrazo
Ana

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Ana. Maravilloso comentario. En el juego de "realidades", posibles e imposibles está la cosa.

Abrazo agradecido.