sábado, 26 de agosto de 2017

Haciendo nada






Quisiera estar haciendo nada
Tirado en el pasto toda la tarde
Como una sombra
Durando, como si nada
Mirando sin ver el aire
Viendo transparecer su carne
Cuya consistencia es la del instante
Sucesivo, interminable
Que se reanuda en forma constante
Sin hacer nada, sin cesar
Sin moverse de su lugar siquiera un ápice


10 comentarios:

María Perlada dijo...

Hay veces que dan ganas de estar sin hacer nada, observando el mundo desde la realidad de nuestras miradas, o desde nuestros sueños.

Me gusta la imagen.

Un placer leerte, amigo Carlos.

Besos y feliz tarde.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, María. Tal cual, durando, mirando sin ver, estar como si nada, como todo a veces pasa por nuestra mente y a nuestro alrededor.

Un placer tu presencia. Abrazos amiga.

Juan Nadie dijo...

Quién pudiera estar haciendo nada todo el rato... La inacción, dejar que pase el tiempo, que en todo caso pasa sin remisión y sin pedir permiso ni cuentas a nadie. Inconsistente, "su consistencia es la del instante sucesivo, interminable, que se reanuda en forma constante".
Tendrá que ser así.

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Juan, como durando, como si nada o como el aire o un instante... fluyendo y nada mas.

Adriana Alba dijo...

Inspirar...exhalar...inspirar...exhalar, sólo eso, casi nada...o casi TODO.

Besos estimado poeta!

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Adriana. Comprendo perfecta-mente.

Abrazo una vez más agradecido.

Ana Muela Sopeña dijo...

Qué bien sienta a veces ese dulce no hacer nada. Los italianos dicen "dolce far niente".

Y es que estar sin hacer nada nos permite conectar con el tiempo sin tiempo y con la maravilla de estar vivos. Porque todo está latiendo en el silencio y cada momento es un milagro. A veces se nos olvida, pero cuando nos dedicamos a no hacer nada recuperamos el sentimiento maravilloso de la vida.

Un abrazo enorme
Ana

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Ana. Perdón por la demora en respeonder...

Maravilloso comentario. El tiempo sin tiempo, sucesivo, interminable, esencia del tiempo que nos atraviesa y del que somos parte, tiempo por el que atravesamos cada cual con su respectivo bagaje.

Abrazo enorme es poco, Ana!

Mª Socorro Luis dijo...


Ay, Carlos. Ese "il dolce far niente"... tan apetecible...

Musu bat

carlos perrotti dijo...

Muchas gracias, Soco. Haciendo nada, se me ocurre ahora mismo: algo como estar sin ser. Por qué no?

Otro para vos...